Controlar el aforo en los negocios es hoy uno de los temas de los que se habla en la prensa, los noticiarios y la radio; medios independientes y privados, cada uno a su manera, trabaja a diario para producir contenido sobre el proceso de desescalada que ya comenzó en algunos países y que; por supuesto, exige reducir el número de visitantes en un lugar específico.

Dentro de las medidas esenciales que cada gobierno ha instaurado para la reapertura de los negocios se encuentra el límite de aforo con el objetivo de evitar el foco de contagio.

Empresas de tecnología como TC Group, Checkpoint Systems, Purifog y muchas más, preparan sistemas de control de entradas y salidas, conteos vinculados a pantallas digitales para retails. Revisa aquí lo que están haciendo.

Pero, ¿qué sistema deben usar los pequeños y medianos negocios de la belleza y el bienestar? ¿Debes medir el número de clientes que ingresa a las instalaciones así como los demás negocios? Claramente sí, y lo sabes o, de lo contrario no habrías dado clic para abrir este artículo.

Sin más rodeo pasemos entonces a lo que viniste a buscar.

3 razones para controlar el aforo en tu negocio

1. Ofreces seguridad a tus clientes y equipo

Tanto para cuidar la salud de tu equipo, como de tus clientes es importante que lleves el control. Antes de pensar en ingresos, piensa en su protección.

2. Tienes un registro oficial de los clientes o alumnos que ingresaron a tu negocio

Controlar el aforo te permite tener un registro de las personas que acceden a tu centro, estudio o academia, saber en qué momento te han visitado y además, contabilizar y tener estadísticas en caso de que las necesites.

3. Aumentas la calidad de tus servicios o clases

Cuando llevas el control estricto, sin lugar a duda, tienes la posibilidad de ofrecer los servicios mucho más personalizados y con mayor tiempo, lo que se traduce en calidad.

Cómo controlar el aforo de clientes o alumnos

Es verdad que existen un montón de herramientas que la tecnología puede ayudar a crear y un número amplio de empresas que ofrecen un montón de soluciones; sin embargo, las funcionalidades de Bewe son una excelente alternativa para poder limitar el número de alumnos o clientes por visita sin fallar en el intento.

Para ello es vital que sigas estos pasos:

1. Usa una agenda online

Ahora que has regresado a tu centro, el tiempo operativo puede verse reducido en gran medida, o ¿no es así?. 

Limpiar, adecuar y preparar los elementos esenciales para cada cita es fundamental antes de que tu cliente se encuentre en el centro y, dedicarte a contestar teléfonos o responder mensajes de Whatsapp no son opciones.

Una vez has configurado los horarios de tu centro para la reapertura habilita las reservas online para que desde diferentes canales tus clientes tomen una clase o servicio contigo.

2. Configura los horarios de tu centro con base en la nueva dinámica de trabajo.

Posiblemente los horarios ahora son un poco diferentes y debes tener en cuenta que necesitas añadir tiempo extra para la limpieza y; por ejemplo, la salida de tu cliente con el objetivo de que haya un espacio más despejado.

Configura entonces en Bewe los horarios y asegúrate de que estén de acuerdo con la nueva disponibilidad.

3. Bloquea espacios de tu agenda en los que tus clientes no pueden reservar.

Para que las reservas online funcionen adecuadamente y no tengas problemas con clientes, es importante que configures la plataforma y bloquees las horas en las que los servicios no están disponibles.

Hacerlo es muy sencillo, revisa nuestro tutorial aquí

bewe software

4. Organiza el horario de tu equipo para que trabajen por días de acuerdo a las necesidades de los clientes y demanda de servicios.

Es fundamental que tu equipo atienda de forma individualizada a cada uno de los clientes, bien sea a uno por turno en caso de que tu centro sea de belleza, o la cantidad avalada de alumnos por clase manteniendo la distancia que el gobierno exige.

Otro aspecto fundamental es que tu equipo trabaje por horas de acuerdo a prioridades y las especialidades de cada uno de ellos y sobre todo, con base en los tiempos que toma cada servicio.

5. Comunica de forma correcta el nuevo modelo de atención a tus clientes

Para evitar que tus clientes lleguen con acompañantes y el número de personas dentro de las instalaciones no sobrepase la cantidad admitida es importante que por medio de SMS, notificaciones push o la herramienta de correos electrónicos hagas un envío previo con el protocolo.

Solo así y con base en la información que transmites de manera adecuada antes de cada cita o clase, tus clientes conocen que pueden hacer y qué no.

Seguramente esto te ayudará a prevenir que algunos de ellos asistan con acompañantes y muchas cosas más.

6. Trata de minimizar la actividad en la sala de espera y en recepción, agilizando las entradas y salidas de clientela.

Si debes atender a más de un cliente dentro de una sesión evita que se crucen en pasillos, salidas y; por supuesto, en la sala de espera, para ello, puedes por ejemplo, ofrecer la posibilidad de pagar online para que no deban hacer filas en caja.

De igual modo trabaja con membresías y suscripciones para que no debas tener filas de clientes que quieren pagar cada sesión de manera individual.

Consejo adicional

Imprime pósters y ubícalos en zonas de acceso y de tránsito, recordando a tus clientes reglas esenciales como la solicitud de citas previas y las demás medidas que deben cumplir con el objetivo de mantener bajo tu control el aforo en tu centro.

¡Aquí te dejamos algunos para que puedas usarlos!

Controlar el aforo se convierte en una necesidad primordial para ti, no solo por seguridad de todos sino también porque debes dar cumplimiento a la ley que rige en tu país. }

Así que sigue los anteriores pasos y disminuye la capacidad de clientes o alumnos con los que trabajas a diario, si bien existen muchas soluciones en el mercado para el control de aforos, es vital elegir la solución que además de ayudarte con esta tarea te ayude con la gestión completa y esto es precisamente Bewe.

Si aún no lo usas, regístrate aquí y prueba nuestro software de gestión para centros de belleza y bienestar.

Camila Acosta Bewe